Seguro que crees que te voy a hablar de espejismos y demás. Pero no, vamos a ir un poco más allá de los engaños del entorno, porque los mayores timadores los tienes dentro.

Por ejemplo, con el diseño del ojo actual, deberíamos ver un punto negro constante ligeramente desplazado del centro de nuestro punto de vista. Correspondería al orificio en la retina por el que pasa el nervio óptico, el punto ciego. Sin embargo, porque no lo vemos? Literalmente porque nuestro cerebro se “inventa” la imagen con la que rellenar ese punto ciego. No es real, nuestro cerebro nos engaña para rellenar errores de percepción.

Lo mismo que en el caso del punto ciego podemos encontrar con todos nuestros sentidos. Nuestro cerebro se encarga, no solamente de procesar los impulsos provenientes de los órganos sensoriales, sino también de “editar” los resultados convenientemente de formas que escapan a nuestra voluntad.

Este diseño ocular es similar en multitud de animales, y sin embargo, por diferencias de diseño, las “realidades” que perciben otros animales son muy diferentes a la nuestra. No solamente en lo relativo a la agudeza visual y auditiva, sino, por ejemplo a la capacidad de ver los campos magnéticos de muchas aves migratorias, a la capacidad de percibir vibraciones mínimas, cambio de temperatura del entorno (serpientes), ultrasonidos (murciélagos) o impulsos eléctricos en animales cercanos (tiburones) … son esas realidades auténticas, es la nuestra? todas ellas? ninguna?

Pero que forma realmente la percepción? Al final, imágenes, sonidos, dolor, calor, frío, sabor, picor, color, placer… no son otra cosa que impulsos eléctricos procedentes de diferentes partes de nuestro cuerpo que una vez procesados convenientemente por nuestro cerebro generan en nosotros mismos el concepto de una visión, una sensación, un sonido, un sabor… todo absolutamente irreal. Una ilusión generada por nuestro cerebro.

Incluso nuestra percepción del tiempo depende de nuestro sistema nervioso. Esta probado que por ejemplo, algunos insectos, tienen una percepción temporal 30 veces más rápida que la nuestra, es decir, que aunque una mosca solo viva 1 semana, en su percepción temporal, vive mas de 7 meses.

Si todo es interpretación neurológica… se puede generar y manipular la percepción? Evidentemente si. La farmacología psiquiátrica lleva años con esa capacidad. El sistema nervioso, como cualquier otro sistema de nuestra anatomía, se puede tratar y con ello generar percepciones que resulten absolutamente reales.

Con toda esta variedad sensorial, y sabiendo que esta no es otra cosa que la interpretación involuntaria y manipulable de los impulsos eléctricos de nuestro sistema nervioso, por parte de nuestro cerebro. Como saber que es real? que no? que puede estar “manipulado”? que existe realmente y que es pura ilusión neurológica?